x
Mi Enfoque # 131 25 de febrero, 2006

Mi Enfoque # 131  25 de febrero, 2006

• ¿La pena de cárcel para quien niega el Holocausto es evidencia de un doble standard?
• ¿Quién es David Irving y porqué lo han condenado en Austria a tres años de cárcel?
• Curso universitario para suicidas
• Inmigración: 2005 fue el año más bajo desde 1989
• Madre (como esta) sólo hay una, (ojalá)


¿La pena de cárcel para quien niega el Holocausto es evidencia de un doble standard?

Un historiador que niega el Holocausto recibe pena de cárcel, mientras que la publicación de caricaturas del profeta Mahoma se justifica como libertad de expresión. ¿Es esta una demostración de discriminación y doble standard?
En mi opinión no lo es. La explicación se encuentra en las leyes de cada país. La condena de David Irving en Austria, criticada por los países islámicos, es de acuerdo a la ley austriaca y la condena a muerte del escritor Salman Rushdie en Iran, criticada por el occidente, es de acuerdo a la ley islámica.
Austria, (país natal de los dos Adolfos, Hitler autor de la doctrina de exterminio racial y Eichman, ejecutor de la política nazi), Bélgica, Francia, República Checa, Alemania, Lituania, Polonia, Rumania, Eslovaquia y Suiza han aprobado leyes declarando que la negación del hecho histórico del exterminio de millones de judíos es un delito punible. En el occidente no hay leyes que consideren que presentar, en literatura, arte, cine, televisión, revistas o periódicos, a figuras religiosas en forma irreverente es un crimen. Alusiones a otras religiones, aun las que incurran en mal gusto y falta de respeto a las creencias de otros grupos, no están penadas por la ley.
Por otro lado, Shariah, la ley islámica que prima en Irán y Saudi Arabia, considera que cualquier presentación del profeta es una blasfemia, merecedora de cárcel y hasta de la pena de muerte. En contraste, la negación del Holocausto, frecuente y popular en artículos y caricaturas en los países árabes e islámicos, está lejos de ser para ellos un delito.


¿Quién es David Irving y porqué lo han condenado en Austria a tres años de cárcel?

Nadie escribe en un vacío. No existe en el mundo un periodista que pueda reportar una noticia de actualidad en forma totalmente imparcial. Todos escriben influenciados, - los prejuiciados, a sabiendas los que se consideran profesionales íntegros, en forma subconsciente – por sus propias experiencias, preferencias personales, idiosincrasia, salud, editores, empleadores, lectores, y muchos otros factores que posiblemente incluyen de que lado de la cama el periodista se levantó esa mañana.
En contraste, cabe esperar que los historiadores, que escriben acerca de eventos pasados y lejanos, lo hagan con una imparcialidad que les es imposible a los periodistas. Pero la realidad es otra, la vida y personalidad del historiador no se puede separar de la forma como ve la historia.
Esto es especialmente evidente en el caso de David Irving, periodista inglés, nacido en 1937, e historiador autodidacta. Desde muy joven expresó un gran interés por Alemania, donde trabajo por un año en una fábrica mientras estudiaba el idioma. Desde ese entonces escribe sobre la Segunda Guerra Mundial, especialmente sobre el Tercer Reich y Adolfo Hitler. A la edad de 21 años empezó a publicar artículos sobre el tema en periódicos alemanes. En 1977 publicó el libro "La Guerra de Hitler", donde no esconde su admiración por Hitler, al cual, en siguientes publicaciones, exonera de sus crímenes y lo eleva al más alto nivel histórico y moral. Esta evolución de las historias de Irving corresponde a la evolución de su vida personal, donde tomó parte en numerosas manifestaciones neo-nazis.
En 1993 la historiadora Deborah Lipstadt publicó un libro titulado "Negando el Holocausto" donde menciona a Irving como uno de los principales negadores del Holocausto.
Irving le inició un juicio a Lipstadt por difamación y calumnia. El juez dictaminó que no se había producido difamación ni calumnia, ya que Irving había demostrado ser un antisemita y racista, activo en la negación del Holocausto, que había falsificado la historia, manipulado documentos, y presentado a Hitler en la forma más benévola y favorable, especialmente en sus relaciones hacia los judíos.
Unos años antes, en 1989, Irving dio una conferencia en Viena en la cual negó que el Holocausto se hubiese producido. Los austriacos dieron orden de captura, (negar el Holocausto esta penado por la ley en Austria), pero Irving ya había salido del país y no regresó a Austria hasta hace algunos meses. A su llegada fue apresado, juzgado, declarado culpable de violar la ley, y condenado a tres años de cárcel.
Irving pidió que el juez reconsidere el veredicto, ya que le era grato admitir que se había convencido de que, efectivamente, seis millones de judíos fueron exterminados en la Segunda Guerra Mundial.
"¡Señor Juez, créame, por favor créame! Su contundente argumento de tres años me ha convencido de que seis millones de judíos fueron exterminados, pero, si usted lo prefiere, estoy dispuesto a creer  que los exterminados fueron 8 o 10 o 20 millones, o los millones que usted quiera".
El juez expresó una cierta incredulidad acerca de la sinceridad de Irving, y confirmó la sentencia.


Curso universitario para suicidas

Hace unos días la televisión israelí presentó un reporte filmado en Irán donde se ve un auditorio de la Universidad de Teherán lleno de estudiantes que habían acudido para inscribirse en la lista de suicidas bombas auspiciada por la universidad.
Tomando lo de arriba en cuenta es difícil entender porque una caricatura publicada hace unos días en Alemania ha provocado la ira y la protesta del gobierno de Irán. La caricatura muestra a los jugadores del equipo iraní de fútbol tomando parte en el próximo Mundial con un cinturón bomba como parte de su uniforme.
Mi corresponsal de Teherán me envió una descripción detallada del nuevo curso, la cual transcribo a continuación:

La Universidad de Teherán, en una nueva demostración de su posición líder en el mundo intelectual de nuestro país, ofrecerá desde el próximo semestre, un curso titulado Suicidio bomba para principiantes.
Este curso, de vital importancia para nuestra juventud, es una innovación que nos enorgullece. Ninguna otra universidad en el mundo, aún aquellas que gozan de merecido prestigio, como Oxford, Harvard y La Sorbonne, ofrece en la actualidad un curso similar.
El curso incluye visitas a discotecas, restaurantes y centros comerciales. También se harán viajes en buses.
Los alumnos aprenderán a quemar banderas, analizar el arte del occidente, (especialmente caricaturas de Mahoma), y confeccionar cinturones especiales.
Habrá énfasis en geografía para no confundir el país al que hay que borrar del mapa.
Nota: Es indispensable la presencia del alumno el día que el profesor realice la demostración práctica, ya que lo hará una sola vez.
Al final del curso, cada alumno deberá rendir un examen práctico en el país de su elección. Los que lo aprueben recibirán el grado de "Difunto Mártir", y serán premiados con 72 vírgenes cada uno. Si las alumnas que aprueban el examen práctico son lesbianas, también ellas recibirán 72 vírgenes. Respecto a las no lesbianas, la dirección de la universidad aún no ha decidido cual es el premio que recibirán, pero se está estudiando la posibilidad de contratar a 72 jugadores de basketbol para cada una de ellas.
Los alumnos que no aprueben el examen práctico de Suicidio bomba para principiantes no se deben desanimar, ya que se les dará una nueva oportunidad el siguiente semestre en el curso Suicidio bomba para adelantados.


Inmigración: 2005 fue el año más bajo desde 1989

La Oficina Central de Estadísticas informa que el año 2005 fue el más bajo desde 1989 en el número de personas que inmigraron a Israel.
Un total de 21,100 personas llegaron en el año 2,005, principalmente de Rusia 4,200 Etiopía 3,600 Francia 2,500 Ucrania 2,300 Estados Unidos 2,000 y Argentina, 400.
Se considera que la amenaza nuclear de Irán de borrar del mapa a Israel, y el nuevo gobierno islamista terrorista de la Autoridad Palestina no contribuirán a aumentar el número de inmigrantes en el año 2006.


Madre (como esta) sólo hay una, (ojalá)

La frase "Madre, sólo hay una" simboliza en cuatro breves palabras el más grande amor humano que puede haber, el de una madre por su hijo o hija. No hay sacrificio que una madre no esté dispuesta a hacer para proteger al hijo.
Pero no debemos generalizar. En el culto a la muerte, que es el islamismo fanático de hoy, las madres demuestran el amor a sus hijos en forma distinta. Tomemos el caso de la Sra. Mariam Farhat, una de las 5 mujeres entre los 74 congresistas que han sido elegidos al Parlamento Palestino representando a la organización terrorista Hamas.
Esta madre ejemplar, (ejemplar para los palestinos), en el año 2002 envió a su hijo Mohammed de 18 años en misión suicida al asentamiento israelí de Atzmona donde el joven logró matar a 5 adolescentes judíos y herir a otros 20, antes de ser abatido. Cuando Mariam escuchó las "proezas" de su hijo y su muerte, dio un grito de felicidad, "¡Ala Akbar!", (Dios es grande), preparó cajas de bombones y las repartió entre sus amigos. "Me llegaron felicitaciones de muchas personas que participan de nuestro gozo por el martirio de Mohammed", declaró orgullosa.
Mariam Farhat animó a sus otros hijos a seguir los pasos de Mohammed y convertirse también ellos en mártires islámicos muriendo matando israelíes. Logró su propósito en forma parcial (todavía le quedan otros tres hijos por sacrificar) cuando su hijo Nidal, en el año 2003, y su hijo Rawad, en el año 2005, murieron en ataques a Israel.
Cuando fue entrevistada, la Sra. Farhat expresó que su sueño era tener 100 hijos para sacrificarlos así a todos. Respecto al hecho de matar niños, mujeres y ancianos, la Sra. Farhat menciona que la ley islámica prohíbe matar inocentes, y que el que lo hace esta condenado al infierno, pero que ningún israelí es inocente, y, por lo tanto, no está prohibido matarlos.
En la misma entrevista le preguntaron si no deseaba la paz. Contestó "¡Por supuesto que si! La paz llegará cuando toda Palestina sea liberada, desde el río Jordán hasta el Mar Mediterráneo, y vivamos bajo la bandera del estado islámico".
Una reciente encuesta reveló que las mujeres, que están incluidas en el 70% de los palestinos que apoyan a los suicidas bombas, comparten los sentimientos maternales de Mariam Farhat.

 

Imprimir
   
Envíalo a un amigo
   
Añadir una nueva respuesta
   
Comentarios de los lectores
Suscripcion Gratis

GRATIS Inscribete en la lista para recibir Mi Enfoque semanalmente

Nombre:
País:
Correo electrónico*:
Me añado a la lista
Anulame de la lista - haz click aqui