x
Mi Enfoque # 154 3 de agosto, 2006

Mi Enfoque # 154   3 de agosto, 2006

• Seis décadas de conflictos entre Israel y el Líbano
• Una historia de dos ciudades
• In vino veritas
 Arkadi Gaydamak, ¿un Robin Hood moderno?
• Una lectora me escribe
____________________________________________________________________

Seis décadas de conflictos entre Israel y el Líbano

En los últimos 60 años Israel y el Líbano han estado involucrados en varios encuentros armados. Los principales conflictos, anteriores al actual, sucedieron en los años 1948, 1968,  1978, 1982, 1993 y 1996.

1948 – Guerra de Independencia de Israel
Un contingente de mil soldados libaneses ingresó al norte de Galilea, pero fue rechazado por las fuerzas israelíes, que ocuparon el sur del Líbano hasta que se firmó el armisticio el 23 de marzo de 1949.

1968
El 26 de diciembre de 1968 dos terroristas palestinos viajaron de Beirut a Atenas, donde atacaron a un avión de El Al y mataron a un pasajero. La reacción de Israel fue destruir, dos días más tarde, 13 aviones civiles en el Aeropuerto Internacional de Beirut.

1978 – Operación Litani
La OLP, el Frente Popular para la Liberación de Palestina, y otros grupos palestinos armados, establecieron en 1968 un estado prácticamente autónomo en el sur del Líbano, desde donde atacaban el norte de Israel.
El 8 de mayo de 1970 tres terroristas palestinos cruzaron la frontera y atacaron un ómnibus escolar matando a 9 niños, tres adultos e hiriendo a 19 niños en el pueblo de Avivim.
El 11 de abril de 1974 tres miembros del Frente Popular para la Liberación de Palestina entraron a la ciudad fronteriza de Kiriat Shemona, y mataron a 18 residentes de un edificio, incluyendo a 9 niños.
El 15 de mayo de 1974 miembros del Frente Democrático para la Liberación de Palestina se infiltraron en la ciudad de Maalot, mataron a cinco adultos, y tomaron como rehenes a los niños de la escuela, matando eventualmente a 21 de ellos.
El 5 de marzo de 1975 ocho terroristas de la OLP llegaron en bote a Tel Aviv desde el Líbano, entraron al Hotel Savoy, y tomaron docenas de rehenes. Eventualmente mataron a 8 e hirieron a 11.
El 11 de marzo de 1978 un grupo del Fatah ingresó a Israel, mató a un turista americano en la playa, y se apoderó de un ómnibus que viajaba de Haifa a Tel Aviv. 37 israelíes murieron y 76 fueron heridos.
El 14 de marzo de 1978 Israel decidió alejar a los terroristas palestinos de la frontera, para lo cual invadió el Líbano con 25,000 soldados, y expulsó a los palestinos al otro lado del río Litani.
Las Naciones Unidas enviaron un contingente para que observe y mantenga la paz, al cual se dio el nombre de Unifil. Israel se retiró, dejando en sus posiciones a su aliado, el Ejército del Sur de Líbano.

1982 – Guerra del Líbano también llamada Operación Paz de Galilea
Los palestinos continuaron bombardeando el norte de Israel y disparando misiles. El 3 de junio de 1982 terroristas palestinos atentaron contra Shlomo Argot, embajador de Israel en Gran Bretaña.
El 6 de junio de 1982 Israel invadió el sur del Líbano con el propósito de alejar a los terroristas de la OLP a 40 kilómetros de la frontera. Beirut fue bombardeada durante 10 semanas. La fuerza aérea de Israel derribó 80 aviones sirios y destruyó docenas de tanques.
Murieron 8,000 libaneses entre militares y civiles, y 10,000 combatientes de Siria, la OLP e Hizballah. En el lado de Israel murieron cerca de 700 soldados.
El ejército israelí ocupó Beirut. Una fuerza multinacional, compuesta de soldados americanos, franceses e italianos supervisó en agosto de 1982 la salida de los sobrevivientes de la OLP a otros países árabes. La Falange, milicia libanesa cristiana, masacró a cientos de palestinos en los campos de refugiados de Sabra y Shatila.
El costo de la reconstrucción de la infraestructura del Líbano se calculó en unos dos mil millones de dólares.
En 1985 Israel retiró a casi todo su ejército del Líbano, dejando una pequeña parte en una zona de seguridad en el sur del Líbano, para proteger a sus ciudades del norte.

1993 – Operación "Din veheshbon" (frase que se traduce literalmente como "Juicio y cuenta", y significa más o menos "Pedido de cuentas").
A fines de junio de 1993 Hizballah lanzó misiles contra un pueblo fronterizo israelí. Días después mató a cinco soldados israelíes dentro de territorio israelí.
El 25 de julio de 1993 Israel lanzó un ataque contra Hizballah. El objetivo era evitar que Hizballah continuase usando el sur del Líbano para atacar Israel.
300,000 residentes libaneses huyeron al norte. Israel destruyó estaciones de electricidad y puentes. Murieron 118 libaneses civiles, 50 miembros de Hizballah, y dos civiles israelíes.
Una semana después, bajo presión de los Estados Unidos, se llegó a un acuerdo oral para cesar las hostilidades.

1996 – Operación Uvas de la ira
El 11 de abril de 1996 Israel, para dar término a los bombardeos de Hizballah, invadió el sur del Líbano. Sus aviones bombardearon las instalaciones de Hizballah, sus vehículos y su infraestructura. Puentes y estaciones de electricidad fueron destruidos. Entre 300,000 a 500,000 libaneses huyeron al norte. 30,000 israelíes residentes del norte de Israel huyeron al sur del país. Alrededor de 160 civiles libaneses fueron muertos, y 350 heridos. En Israel 62 civiles fueron heridos.
Un proyectil de Israel cayó en una instalación de las Naciones Unidas causando la muerte de alrededor de 100 civiles libaneses en Kafr Kana. Las protestas mundiales obligaron a Israel a terminar la acción militar. El 27 de abril se llegó a un acuerdo de cese de fuego.

El 24 de mayo del año 2000, Israel, que había sido durante años blanco de ataques de guerrilla de Hizballah, se retiró totalmente del Líbano. Las fronteras entre ambos países fueron verificadas por las Naciones Unidas. El ejército del Sur del Líbano, aliado de Israel, se desintegró, y muchos de sus miembros huyeron a Israel.
Hizballah, financiado y apoyado por Irán y Siria, continuó disparando cohetes a Israel de cuando en cuando, y amenazando a Israel con los 11,000 misiles que tiene en su arsenal.

El 12 de julio de 2006 miembros de Hizballah ingresaron a territorio israelí, mataron a varios soldados y raptaron a dos. Su plan era negociar con Israel y cambiar a los dos soldados por tres libaneses y cientos de palestinos, presos por terrorismo en prisiones israelíes. Israel se negó a negociar. El resultado fue el conflicto actual.

Nota.  No siempre han sido tan conflictivas las relaciones entre Israel y el Líbano. En la época bíblica reinaba una gran amistad entre ambas naciones. El rey Hiram de Tiro, (hoy la cuarta ciudad más grande del Líbano), sentía profundo afecto por el Rey David. Cuando Salomón subió al trono, Hiram cooperó en la construcción del templo de Jerusalén, enviándole maderas de cedro y trabajadores. Sesenta años más tarde, el Rey Ahab de Israel se casó con Jezabel, hija de Ethbaal, rey de Sidón, (importante ciudad libanesa de hoy).
___________________________________________________________________

Una historia de dos ciudades

Haifa y Tel Aviv, a sólo una hora de distancia entre ellas, están hoy en dos mundos distintos.
Haifa se ha convertido en una ciudad fantasma, vacía de peatones y de vehículos. Muchos de sus habitantes se han refugiado en el centro y sur del país. Los residentes que permanecen en la ciudad viven en sótanos sin ventanas, donde familias enteras viven apiñadas.
En Tel Aviv, 100 kilómetros al sur de Haifa, los cafés y los restaurantes están llenos. La gente goza del verano en la playa y en el mar. Los centros comerciales están tan o más concurridos que antes. La bolsa de Tel Aviv no ha sido afectada por la guerra. El shekel se ha valorizado frente al dólar.
Israel no es hoy un país normal. Es un país surrealista, esquizofrénico, con personalidad desdoblada.
___________________________________________________________________

In vino veritas

La frase latina (En el vino hay verdad) se refiere al hecho que las inhibiciones y las hipocresías se pierden bajo la influencia del alcohol, lo cual permite a la persona decir en forma franca lo que verdaderamente piensa y siente.
La Gematría hebrea también dice lo mismo: Cuando el vino entra, el secreto sale*.
Mel Gibson, ganador en 1995 del Oscar por la dirección de la película "Corazón valiente" es un católico devoto. En el año 2004 produjo y dirigió la película "La pasión de Cristo", que muchos consideraron antisemita, crítica que Gibson rechazó apasionadamente.
El padre de Gibson, antisemita declarado, niega que el Holocausto haya ocurrido, pero Mel siempre dijo que él, aunque respetaba y quería a su padre, no compartía los prejuicios paternos.
Hace unos días, en la comisaría a la cual había sido llevado por manejar ebrio, Gibson dio rienda suelta a sus verdaderos sentimientos, y gritó enardecido"¡Los judíos de m…son responsables por todas las guerras!", frase que no venía al caso pero que le salió de lo más profundo de su corazón.
Es probable que Gibson quiso decir que los israelíes son los responsables por todas las guerras, pero en su mente, y en la de la gente que piensa como él, las palabras "israelí" y "judío" son sinónimas e intercambiables. Para Gibson, y otros como él, la frase hoy tan en boga, "No soy antisemita, solo soy anti israelí", no tiene sentido. Y esto explica porque un musulmán extremista, que odia a Israel, mató e hirió a varias mujeres judías americanas  en el edificio de la comunidad judía de Seattle, culpándolas de la guerra en el Medio Oriente.
Gibson no es la única personalidad de talento que odia a los judíos. Han habido otros, como el Premio Nobel Saramago, músicos de genio como Wagner, y algunos pintores famosos. Estas personas son prueba viviente que la teoría de idiot savant es verdadera: ¡Una persona puede ser un genio en determinado campo y un idiota redomado en otro!

*  "Yayin", vino, (yud 10, yud 10, nun sofit 50) y "sod", secreto, (samej 60, vav 6, dalet 4) tienen el mismo valor numérico de 70, y se cancelan uno al otro.
 ____________________________________________________________________

Arkadi Gaydamak, ¿un Robin Hood moderno?

Arkadi Gaydamak, israelí nacido en Rusia, financió la construcción en dos días de una ciudad de carpas en la playa de Nitzanim para 7,000 refugiados del norte. Las facilidades incluyen aire acondicionado en las carpas, cinco comidas al día, una enorme pantalla de cine donde cada dos horas pasan películas, paseos al zoológico, clases de yoga, servicio gratis de lavandería, funciones de títeres para los niños, limonada gratis, espectáculos de cantantes cada noche. Todas estas actividades le cuestan a Gaydamak $ 250,000 dólares diarios.
¿Quién es Arkadi Gaydamak?
Nació en Moscú en 1952. En 1972, cuando tenía 20 años fue uno de los primeros judíos que lograron salir de la Unión Soviética y emigrar a Israel. La vida en Israel le resultó muy difícil y seis meses más tarde viajó a Francia con los bolsillos vacíos. En Francia, debido a que no tenía educación superior, trabajó inicialmente de jardinero y albañil. En 1976 abrió en París una oficina de traducciones para servir a las delegaciones comerciales soviéticas que visitaban Francia. El negocio tuvo gran éxito y en 1982 abrió una sucursal en Canadá.
Cuando el imperio soviético empezó a desintegrarse, Gaydamak se diversificó y realizó negocios de importación y exportación en carbón, trigo, y finalmente en armas.
Se asoció con el hijo del entonces presidente de Francia, Francois Mitterrand, para vender ilegalmente armas rusas a Angola por un valor de unos 800 millones de dólares. Jean Christophe Mitterrand fue tomado preso en Francia, y se declaró una orden de captura por Gaydamak. Hoy es buscado por la policía internacional, pero él niega todas las acusaciones y asevera que nunca ha sido declarado culpable de delito.
En 1996 fue condecorado por el presidente Chirac por haber logrado la liberación de dos pilotos franceses capturados por los serbios e Yugoslavia, operación que le costó varios millones de francos. En 1997 ayudó a liberar 4 franceses que se hallaban en Dagestán.
Arkadi Gaydamak, quien tiene pasaportes de Israel, Francia, Canadá y Angola, radica desde 1999 en Israel, donde su nombre fue mencionado en la investigación del lavado de dinero ocurrido en el Banco HaPoalim.
En el año 2005 fue elegido presidente del Congreso de Comunidades Religiosas Judías de Rusia, al cual contribuye con 5 millones de dólares anuales.
En Israel compró y subvenciona el popular equipo de fútbol Betar. También donó $400,000 al equipo de fútbol de la ciudad árabe israelí Sakhnin.
___________________________________________________________________

Una lectora me escribe

Estimado David:
En tu Enfoque # 152, de hace una semana, considero que trataste en forma frívola la acusación de acoso sexual que se le ha hecho al Ministro de Justicia por haber besado a una joven.
Siento no estar de acuerdo contigo en tu apreciación. La verdad es que el incidente sirve para admirar cada vez más a Israel puesto que esto demuestra que, incluso en tiempos difíciles de guerra, como el que está pasando, Israel mantiene por encima de todo su espíritu de país democrático y de Estado de derecho.
¿A qué viene esto? Pues a que si existe un presunto delito de acoso sexual, como parece ser el de este ministro, hay que actuar con todas las de la ley y hay que interrogar al implicado, aunque sea durante siete largas horas. Como dijo Jesucristo, "Dad al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios". Así pues, concédele a la guerra lo que le es debido y al funcionamiento de la justicia y las instituciones civiles también.
Te saluda
R.M.

Querida amiga:
Tienes muchísima razón al escribir que el incidente del beso ministerial demuestra que en Israel los valores democráticos son respetados, aún en momentos en que el país lucha por su supervivencia.
Uno de los logros de nuestra sociedad occidental es considerar el acoso sexual como delito. Itzjak Mordejai, ministro de Defensa en el gobierno de Netanyahu, y candidato al puesto de Primer Ministro, fue profesional y moralmente destruido, con justicia, al habérsele encontrado culpable de varios casos de acoso sexual.
En mi artículo, que reconozco fue escrito en tono ligero, no critiqué el interrogatorio policial en si (justificado por sospecha de un acto ilegal penado por la ley) sino la exageración, para mi, de interrogar al ministro durante 7 largas horas, por un incidente que, en caso de haber sucedido, no puede haber durado mas de un minuto. Usando la frase, hoy tan en boga entre los críticos y "antipatizantes" de Israel, ¿podría decirse que la reacción de la policía fue desproporcionada?
Un cordial saludo
David

 

Imprimir
   
Envíalo a un amigo
   
Añadir una nueva respuesta
   
Comentarios de los lectores
Suscripcion Gratis

GRATIS Inscribete en la lista para recibir Mi Enfoque semanalmente

Nombre:
País:
Correo electrónico*:
Me añado a la lista
Anulame de la lista - haz click aqui