x
Mi Enfoque # 66 3 de octubre, 2004

Mi Enfoque # 66    3 de octubre, 2004

"Israel será un país normal cuando…..", dijo Bialik
¡Ah, estos niños de hoy!
La Iglesia del Santo Sepulcro
El Perú en las noticias
El arte escandinavo encuentra inspiración en Israel
Gracias a la Cerca de Seguridad: 84% menos víctimas en el último año
Diferencia en tácticas
La octava asesina suicida
¡Inflación!
Minorías en la población de Israel: musulmanes, cristianos, drusos, circasianos, y beduinos

 

"Israel será un país normal cuando…..", según Bialik
Mi Enfoque # 66    3 de octubre, 2004

Haim Najman Bialik (1873-1934), el más grande poeta hebreo de la era moderna, era un hombre realista. "Israel solo será un país normal cuando aparezca el primer ladrón en Tel Aviv", dijo cuando llegó a la Tierra Prometida.
Hace dos noches pude confirmar, por experiencia propia, que Israel es definitivamente un país normal, por lo menos de acuerdo a la definición de Bialik.
Mientras mi esposa Ruth y yo estábamos en la habitación donde tenemos la computadora, a pocos metros de distancia una persona no invitada forzó una ventana e ingresó a nuestro dormitorio. De recuerdo se llevó mi billetera, la cartera de Ruth, y las llaves del auto.
La policía nos recomendó que a la brevedad posible cambiemos la cerradura del vehículo, ya que es muy posible que el ladrón, como sucede a menudo en estos casos, venda las llaves a ladrones de autos, que luego vendrían a llevárselo.
Lo más probable, me dijeron los policías, es que el ladrón era judío, pero que los que vendrían a recoger el auto sean árabes, que se las ingeniarán para llevárselo a zonas palestinas, donde lo venderán o desarmarán. (¿Quién dice que no hay posibilidades de cooperación entre judíos y árabes?)
Antes de la presente guerra de terror el procedimiento en estos casos era que los ladrones del vehículo llamaban al dueño del auto y le pedían una suma de dinero para rescatar el vehículo. La compañía de seguros le enviaba a los árabes un representante que les pagaba la suma pedida, o, una suma menor si el regateo tenía éxito. Todos salían contentos el dueño del auto recuperaba su vehículo, la compañía de seguros pagaba una suma mucho menor que el costo de reposición, y los ladrones veían recompensados sus esfuerzos.
Hoy, por supuesto, ningún agente de seguros arriesgaría su vida para ahorrarle dinero a su compañía, y tampoco la policía lo permitiría por el peligro de que el auto regrese cargado de bombas. 

 

¡Ah, estos niños de hoy!
Mi Enfoque # 66    3 de octubre, 2004

Saulito, de nueve años de edad, regresó de la sinagoga, y su mama le preguntó, "¿Qué te enseñaron hoy?"
"El rabino nos contó que Moisés se introdujo detrás de las líneas enemigas en una misión de rescate para sacar a los israelitas de Egipto. Cuando llegaron al Mar Rojo, Moisés dio órdenes a sus ingenieros para que construyesen un puente. Una vez que toda la gente pasó al otro lado, Moisés, para evitar que el ejército egipcio los persiga y les de alcance, llamó por su teléfono celular al Cuartel General y pidió que de inmediato envíen aviones a bombardear y destruir el puente. Y así se salvaron todos los israelitas".
Su mama, incrédula, le preguntó, "¿Es eso lo que les contó el rabino?"
"Bueno, en verdad no. ¡Pero si te cuento la versión del rabino nunca me lo creerías!"

 

La Iglesia del Santo Sepulcro
Mi Enfoque # 66    3 de octubre, 2004

La Iglesia del Santo Sepulcro, situada en la Ciudad Vieja de Jerusalem, está ubicada en el lugar que Santa Helena, madre del Emperador Constantino, identificó como escenario de la crucifixión y sepultura de Jesús.
Constantino construyó allí una iglesia en el año 336, que fue quemada por los persas en el año 614, reconstruida en el año 626, destruida por el califa Al Hakim en 1009, y restaurada por el emperador bizantino Constantino Monomachus. Los cruzados, en el siglo 12, la refaccionaron, y desde esa época ha sido reparada, restaurada y remodelada en numerosas ocasiones. La iglesia actual, en su mayor parte, data del año 1810.
La Iglesia del Santo Sepulcro está controlada por católicos, armenios, coptos, y griegos ortodoxos, cada uno de los cuales guarda celosamente su área. El problema es que hay constantes discusiones entre ellos respecto al territorio y responsabilidad de cada secta. Como  los monjes no siempre siguen el consejo de Jesús de dar la otra mejilla, las peleas a puñetazos y patadas no son infrecuentes. Hace un año el patriarca griego y un monje armenio se liaron a golpes al no haber podido decidir pacíficamente a quien le correspondía salir primero de una habitación.
Hace unos días una discusión entre sacerdotes franciscanos y monjes griegos ortodoxos - sobre si una puerta en la basílica debería estar abierta o cerrada durante una procesión - terminó en una trompeadera general, que causó docenas de heridos, incluyendo varios policías.

 

El Perú en las noticias
Mi Enfoque # 66    3 de octubre, 2004

Es costumbre de los jóvenes israelíes, al terminar su servicio militar de 3 años para los varones y 2 años para las mujeres, hacer un paseo de muchos meses por lugares para ellos exóticos. Muchos van a la India y a Nepal, y otros a Sudamérica. El Perú por su rica historia y su gran variedad geográfica es uno de los destinos más populares, y miles de mochileros lo visitan cada año. El Seder de Pesaj en el Cuzco, organizados por los Lubavitcher, cuenta anualmente con una asistencia de cientos de personas.
Algunas veces estos paseos terminan en tragedia como sucedió la semana pasada cuando un grupo de jóvenes israelíes fueron abaleados por una banda de asaltantes en el valle andino de Huaraz. Uno de ellos murió y los otros resultaron heridos.
Otra noticia que leí esta semana vía Internet en un periódico peruano informó que una chica israelí ganó un certamen de belleza en Lima. Aunque el triunfo es merecido, el honor es dudoso, ya que el certamen se realizó en la cárcel de mujeres donde nuestra flamante reina de belleza cumple condena por contrabandear drogas.

 

El arte escandinavo encuentra inspiración en Israel
Mi Enfoque # 66    3 de octubre, 2004

Hace unos meses una exhibición en el Museo Nacional de Antigüedades de Estocolmo presentó una obra de "arte", Blanca Nieves y la locura de la verdad, glorificando a una asesina suicida. Hoy, en una plaza central de Oslo en Noruega, han colocado una escultura de tres metros de alto, La pared, fragmentos de historia, representando a la Cerca de Seguridad, con inscripciones tales como "Ariel Sharon, Sabra y Shatila, provocación, terror, Jihad", y "ONU, Noviembre 29, 1947: Holocausto". La escultura está adornada por una Estrella de David acompañada de signos de dólares.
A diferencia de Zvi Mazel, el entonces embajador de Israel en Suecia, quien trató de desconectar las luces que iluminaban a Blanca Nieves, Liora Herzl, la embajadora israelí, se limitó a enviar cartas de protesta a los periódicos, a la municipalidad de Oslo, y al Ministerio de Cultura de Noruega. El vocero del Ministerio de Relaciones Exteriores de Noruega, en vez de condenar a la escultura, respondió que la embajadora estaba pasándose de lo permitido en un país extranjero.

 Gracias a la Cerca de Seguridad: 84% menos víctimas en el último año
Mi Enfoque # 66    3 de octubre, 2004

Próximamente las Naciones Unidas deliberarán sobre la Cerca de Seguridad que Israel está construyendo para la protección de sus ciudadanos, la cual podrá ser reubicada cuando algún día cese la amenaza de terror, y los diplomáticos se sienten a negociar las fronteras entre Israel y un eventual estado palestino o confederación jordana-palestina.
Shin Bet, el Servicio de Seguridad israelí, informó que desde que se terminó el primer tramo de la Cerca, (134 kilómetros de largo), hace algo más de un año, en agosto del 2003, el número de israelíes muertos por ataques terroristas ha bajado en un 84%.
No creo que esta disminución en el número de víctimas interese en lo más mínimo a los países que tomen parte en el debate, ni influya en su previsible resultado, pero a los que vivimos en Israel nos parece una buena noticia.

 

Diferencia en tácticas
Mi Enfoque # 66    3 de octubre, 2004

Una estadística ha encontrado que mientras que la mayor parte de los palestinos que han muerto en la guerra del terror de los últimos cuatro años son terroristas, (o, como los llaman los periódicos del Occidente, "militantes" o "activistas"), la mayor parte de los israelíes muertos son civiles, muchos de ellos mujeres, niños y ancianos.
Un cohete dirigido que mata a un Ahmed Yassin, jefe de Hamas, no es lo mismo que un cohete Kassam disparado indiscriminadamente al pueblo de Shderot que mata a niñitos. Matar a quemarropa a una madre encinta y a sus hijitas, o asesinar a una joven que está haciendo jogging no es lo mismo que liquidar a un Rantisi, sucesor de Yassin. Volar un ómnibus lleno de mujeres y niños no es lo mismo que matar a   terroristas que están poniendo una bomba al lado del camino.
Esta distinción es tal vez demasiado sutil para aquellos que en reacción pavloviana siempre condenan a Israel y guardan completo silencio respecto a las tácticas terroristas e inhumanas de Arafat y sus secuaces.

 

La octava asesina suicida
Mi Enfoque # 66    3 de octubre, 2004

Zayne Abu Salem, de 18 años, cuyo suicidio mató a dos personas en Jerusalem hace unos 10 días, es la octava asesina suicida desde que comenzó la guerra de terror hace 4 años. Hasta ahora 41 mujeres han sido enviadas por los dirigentes terroristas a masacrar israelíes, pero 33 fueron capturadas antes de hacerse explotar.
El hecho de que los terroristas están ahora enviando mujeres al suicidio es porque creen que ellas suscitan menos sospechas.

 

¡Inflación!
Mi Enfoque # 66    3 de octubre, 2004

Los servicios de seguridad capturaron a un adolescente que llevaba una correa de explosivos y mil shekels, (algo más de doscientos dólares) que le habían dado para convencerlo a que se suicide. Si recordamos que hace unos meses un muchacho fue capturado en iguales circunstancias pero con solo cien shekels (cerca de veinte dólares) en el bolsillo, esto evidencia que el costo de conseguir suicidas está sufriendo una inflación preocupante (para los dirigentes terroristas).

 

Minorías en la población de Israel: musulmanes, cristianos, drusos, circasianos, y beduinos
Mi Enfoque # 66    3 de octubre, 2004

La población de Israel es 6 millones seiscientas mil personas, aproximadamente igual al estimado de la población de Lima, Perú. El 85% son judíos, y del 15% restante la gran mayoría son árabes musulmanes, 140,000 son árabes cristianos, y 105,000 son drusos.
Los musulmanes pertenecen a la secta Sunni. Generalmente son campesinos, aunque también hay muchos que viven en ciudades. Al igual que otras comunidades religiosas los musulmanes tienen sus propias cortes religiosas y disfrutan de autonomía en lo que se refiere a matrimonios, divorcios, colegios y escuelas.
Los musulmanes beduinos son cerca de 50,000, de los cuales tres cuartas partes viven en el sur, en el desierto del Negev, y el resto habita en el norte, en la Galilea. El gobierno de Israel está tratando de que descontinúen su vida nómada milenaria y se asienten en sus propias ciudades. A diferencia de los otros musulmanes los beduinos si hacen servicio militar.
Los árabes cristianos, en su mayoría pertenecientes a la religión griega ortodoxa y a la griega católica, residen en ciudades, y también gozan de autonomía religiosa.
Los drusos, para quienes Jethro, el suegro de Moisés, es una de sus figuras más sagradas, viven en unos 20 pueblos en la Galilea y en el Monte Carmel, cercano a la ciudad de Haifa. Hablan árabe, y hacen servicio militar.
Los circasianos, oriundos del Caucaso, emigraron a Israel a fines del siglo 19. Suman alrededor de 3,000 personas que viven en dos aldeas en la Galilea. Su religión es Sunni, hablan árabe y hacen servicio militar.
También hay en Israel varios cientos de personas de la religión Bahai, la mayoría de los cuales son extranjeros que trabajan en el centro administrativo de la religión, en Haifa, que es su ciudad sagrada.
La comunidad samaritana consta de unas doscientas personas que viven en Holón, ciudad cercana a Tel Aviv. Hablan hebreo y sus obligaciones y responsabilidades respecto al país son iguales a la de los judíos.
En la Knesset actual hay judíos, árabes, beduinos y drusos, ya que todos los ciudadanos israelíes, sea cual fuere su religión u origen étnico, tienen derecho a votar y a ser elegidos.

 

Imprimir
   
Envíalo a un amigo
   
Añadir una nueva respuesta
   
Comentarios de los lectores
Suscripcion Gratis

GRATIS Inscribete en la lista para recibir Mi Enfoque semanalmente

Nombre:
País:
Correo electrónico*:
Me añado a la lista
Anulame de la lista - haz click aqui